lunes, 17 de abril de 2017

Denzel Guity:Cantamos a Dios y por una nueva generación de jóvenes garífunas

Denzel Guity

Buscan que todos los jóvenes sean cristianos, que estudien o trabajen, que hagan deporte y que hagan arte, una nueva generación


Tegucigalpa, Honduras 17 de abril de 2017.- Seremos muy claros, la juventud garífuna está en un momento difícil, muchos están en la oscuridad, pero ahora un rayo de luz aparece con un mensaje de esperanza, hablamos del grupo "New Generation",  es como aquella película "Soldados Universales", están dispuestos a orar y sacar a todos los jóvenes del atolladero.

"New Generation" es una propuesta musical creada para adorar a Dios, ganarle almas al mundo y asentarse en el camino de la adoración al Más Grande. "Hasta ahora nuestra satisfacción es ver como a través de la música  y el testimonio mucha gente se ha convertido a Cristo", dice Denzel Guity en entrevista con kennycastillo.com frente a un palo de hicaco en Villas Zapata, Barrio Zambrano, Corozal.


"Soñamos con tener nuestro propio estudio, queremos convertirnos en una banda, hemos hablado con gente en República Dominicana y nos van a ayudar"

New Generation
En su corto camino recorrido han cantado en iglesias de El Salvador, dos giras y lo han hecho con gran éxito. Por su mensaje a la juventud su alabanza más solicitada es "De lo malo me sacaste", que habla de la vida que se lleva antes de entrar en una nueva existencia en Dios.

"Los jóvenes necesitamos hacer algo, no podemos estar sin trabajar y estudiar. Yo antes no me interesaba el estudio, ahora estoy próximo a entrar a la Universidad y quiero la carrera de ingeniería civil".

"Cuando hacemos una canción no es que se nos ocurrió, es que Dios la depositó en nuestros corazones y por eso llega al corazón de las personas".

Los otros miembros del grupo, Roney y Chaney, no estaban disponibles para la entrevista, son ellos los rostros pero en el equipo trabajan más personas, desde quienes trabajan las redes sociales, Deiby Amaya que hace los videos. La asistencia de personas como su padre Pablo Zapata, el propio Amaya y Edison Barrios. 


Para dedicarse a la música, Denzel tuvo que abandonar su prometedora carrera futbolística, ya había logrado llegar a las reservas del Club Victoria, a un paso de ir al primer equipo y tuvo entrenamientos con Motagua, pero Dios lo haló para otro camino. 


En su paso por El Salvador, la gente preguntó de manera insistente sobre la cultura garífuna. En cuanto a New Generation el camino es más difícil, solo grabar una canción cuesta 2 mil lempiras, luego la otra fase es que la gente acepte la canción -recordemos que es rap y no es fácil- pero vamos bien, este proyecto ha sido de mucha bendición, para mi vida.

Aquél llamado que Denzel recibió en febrero en el 2015 para hacer un grupo que cantara a Dios, ahora ya tiene forma y hasta público y no es extraño antes de esto ya era un cantante, solo que cantaba otro tipo de música y algo más : él pertenece a la dinastía de los Fernández Band, por el lado de su madre, sus tío y primos dieron luz a este grupo sonado en la comunidad garífuna. Es decir la música la trae en la sangre.